Posted on:

Cámara llamó a apurar ritmo legislativo y a cumplir con anhelos de la ciudadanía

El Presidente Iván Flores, junto con destacar en la Cuenta Pública los avances efectuados por la Corporación en materia legislativa y en transparencia, pidió al Ejecutivo centrar el diálogo con los parlamentarios y generar los acuerdos que el país necesita en el Congreso Nacional.

Un fuerte llamado a apurar el ritmo legislativo y a responder a las demandas más urgentes y requeridas por la ciudadanía, centrando este trabajo en el Parlamento y no fuera de este, efectuó el Presidente de la Cámara de Diputados, Iván Flores (DC), en el contexto de la quinta Cuenta Pública del Congreso Nacional.

El acto republicano, celebrado esta mañana en el Salón de Honor del Congreso Nacional, en Valparaíso, junto al titular del Senado, Jaime Quintana (PPD), contó con la especial asistencia del Presidente de la República, Sebastián Piñera, y de altas autoridades del país.

En su exposición, el diputado Iván Flores destacó que ser parlamentario, además de ser un alto honor, representa una enorme responsabilidad y una exigente carga de trabajo en Sala, en Comisiones, en terreno distrital y a través de diversos mecanismos de comunicación. En dicho plano, dijo que la Cámara puede mostrar con orgullo “una productividad legislativa creciente” derivada de la dedicación de los parlamentarios y funcionarios de la Corporación.

“Las necesidades y urgencias de los chilenos y chilenas nos convocan y exigen avanzar en las soluciones que el país requiere. Por ello, hemos acordado con todas las bancadas y comités, apurar el ritmo legislativo y nuestro funcionamiento en general”, resaltó.

Sin embargo, pese a los logros alcanzados (ver nota paralela), no dudó en llamar a seguir avanzando con premura en este segundo año de ejercicio legislativo y de Gobierno, en un “espacio político privilegiado para el diálogo y la construcción de acuerdos amplios, maduros y de mayor alcance”, como es el Congreso Nacional.

El Presidente Flores recalcó que “los acuerdos institucionales se logran por los canales institucionales, en las instancias que la República se ha dado para darles forma” y, en dicho plano, sostuvo que “el trabajo legislativo y el Parlamento mismo, no puede ser obviado o dilatado en la formalización e inicio del proceso legislativo verdadero y permanente“.

Remarcó que el Congreso “no es el último lugar al que se debe llegar con propuestas de leyes predigeridas” y recordó la Cámara funciona todo el tiempo para ser un buen interlocutor válido.

“Somos una presencia permanente y un grupo humano preparado para debatir ideas y visiones de una mejor organización de sociedad, del país que queremos y necesitamos y, pese a algunos que solo critican, la ciudadanía eligió a este grupo de hombres y mujeres para representarlos justamente en los roles que la Constitución exige y en eso estamos; cada uno de los diputados y diputadas con diferentes visiones y vivencias, pero ¡con los mismos deseos de un mejor país para todos!”,  agregó.

En ese contexto, insistió en que el diálogo definitorio ha de ser en el Parlamento y que “las respuestas al sentido de urgencia que la ciudadanía ha puesto en asuntos sensibles como salud pública, pensiones, estabilidad económica, seguridad y convivencia social, requieren efectivos acuerdos, porque no habiendo atajos para el diálogo parlamentario, el alargue de las etapas previas al debate sólo dilatan el resultado“.

Respuesta a la ciudadanía

En su discurso, el diputado Iván Flores recalcó que las necesidades y urgencias de la ciudadanía los debe poner en la senda correcta y exigirles avanzar en el logro de las soluciones requeridas, por ejemplo, en pos de perfeccionar los sistemas de soporte de salud, entre ellos la reforma de la Compin, el Fonasa y las isapres; y para cambiar las regulaciones de monopolios concesionados en el ámbito de la energía o de los servicios sanitarios,” para que situaciones como la de Osorno ¡no se vuelvan a repetir en ninguna parte de nuestro territorio nacional!”.

El legislador destacó que la Cámara de Diputados “está demostrando que trabaja y que lo hace a un ritmo cada vez más intenso, para responder a las demandas ciudadanas”, al tiempo que aclaró que este esfuerzo no obedece a un interés por mejorar la posición en las encuestas, sino a un sentido del deber. “Lo hacemos por un alto sentido de responsabilidad y compromiso por nuestra tarea”, sentenció.

Planteó la necesidad de cumplir con una serie de exigencias de la ciudadanía, entre las más relevantes, una necesaria actualización de la Constitución Política de la República, que pase por resolver definitivamente la consideración especial que reclaman los Pueblos Originarios o, en el caso particular del Congreso, la posibilidad de ganar un día legislativo, permitiendo sesionar los lunes en Valparaíso o en Santiago.

Además, para equilibrar el ejercicio colegislativo entre Gobierno y Cámara, estimó imperioso dotar al Congreso de la posibilidad de también definir “urgencias legislativas” en acuerdo y contrapeso al Gobierno, cualquiera sea; y abordar la falta sustantiva de respuesta formal del Ejecutivo a la obligación constitucional de fiscalizar, dado que solo respondió el 40% de las consultas enviadas a las instituciones públicas en este periodo.

Al mismo tiempo, Iván Flores dijo que es indispensable identificar las condiciones que se requieren para que los acuerdos sean posibles en materias clave, esto es: un diálogo institucional, claro y amplio; sustancial y no cosmético; y oportuno, realista y factible.

En dicho contexto, señaló que es preciso esforzarse mucho más por recuperar el prestigio de las instituciones de la democracia, de lo contrario, consideró que sería dar paso a un populismo siempre acechante.

“Evitarlo será una dura y permanente tarea”, remarcó, invitando luego al Gobierno a definir las prioridades de forma consensuada, para la búsqueda conjunta y generosa de soluciones rápidas y permanentes.

 “Que la ciudadanía vea y sienta que no trabajamos para ganar espacios electorales. Que sienta y sepa que ella es parte de un esfuerzo compartido y amplio, que solo busca más justicia y respeto social, así como más libertad emprendedora. Tengo la certeza de que podemos lograrlo y de todos nosotros depende”, concluyó el Presidente Flores en su discurso.